lunes, 29 de febrero de 2016

MISTUR - Attende




Todos recordamos bien lo que supuso la muerte del músico noruego Valfar, dejando huérfana a su banda y obra maestra del Black-Viking Metal Windir, pues el resto de músicos tuvo la honrada decisión de no querer continuar sin él.
En su lugar, fueron apareciendo distintas bandas con sus exmúsicos, con prometedores presagios que se acabaron desvaneciendo como fue el caso de Cor Scorpii, o directamente sin pena ni gloria para mi gusto personal, como por ejemplo con Vreid (quienes ya llevan a pesar de ello un buen puñado de discos editados).

La cosa ya me pareció más satisfactoria cuando el anterior guitarrista de Windir formó Mistur, un nuevo grupo que no ocupa el nicho vacío (cosa imposible) pero sí da la talla bien.
Vamos a empezar por desgranar aquello que recuerde a Windir y así les damos después la oportunidad de reseñar sus méritos propios; la guitarra tiene inevitablemente esos toques suyos melódicos tan reconocibles, la furiosa voz rasgada tiene el mismo matiz y los ritmos feroces van igual de bien aliñados de melodías folklóricas y teclados medievales.

Ahora sí, vamos a destacar qué tiene este álbum al margen de la magna herencia de Windir, empezando por ese destacado toque de Black Metal de los 90 que hace sonar a sus guitarras ásperas y descarnadas junto a las poderosas cabalgadas de la batería y lo furibundo de la voz rasgada que atraviesa el plano instrumental como lo haría una lanza con una coraza de cuero. Lo segundo es el aura casi sinfónica que llega a tener de manos de la buena labor de su teclista, a quien seguramente le gustaron Emperor y grupos similares por lo que puedo inferir, destacando sobre todo en los interludios atmosféricos en los que hasta echan mano de unos bien utilizados pianos de factura sencilla pero atractiva.
El aspecto folk nórdico, aparte de en las melodías globales, aparece en forma de guitarras acústicas y algunos de coros de voz clara, incluso una breve voz femenina en el segundo tema.

A mí en su momento, en el 2009, me pareció un buen trabajo de Black-Viking, y lo sigo disfrutando hoy día al igual que hago con otras cosas del mismo corte como Myrkgrav. Disfrutad con salud y mucha carne asada este CD tan bien presentado con magnífica portada del maestro Kris Verwimp.